16 jun. 2012

Minecraft

Como primer análisis he elegido el ya archiconocido Minecraft, un juego estilo sandbox que nos introduce en un mundo poligonal que nos da la posibilidad de modificarlo a nuestro gusto de una manera casi ilimitada. Así pues, como haré con todos los juegos a partir de ahora, lo he jugado durante una temporada para ver en qué consiste y poder deciros cuáles son los puntos fuertes y débiles del juego haciendo unas cuantas capturas de mis diversas partidas para ilustrar los diferentes aspectos del juego.
El juego tiene tres modalidades:
 -Supervivencia: En esta modalidad nos encontramos en medio del mundo generado aleatoriamente con el objetivo de sobrevivir, además podemos ir siguiendo los objetivos marcados por el juego que nos señala que objetos deberíamos ir creando para avanzar poco a poco.
En esta modalidad debemos procurarnos alimento y cobijo ya sea recolectando, cazando, cultivando, pescando o criando animales de granja que podemos domesticar si los atraemos con comida ¡desde luego no podéis quejaros de que tenga pocas opciones!
Mientras conseguimos comida debemos crearnos una casa o al menos encontrar un lugar donde protegernos de las lluvias y los enemigos así que no está de más usar la inmensa cantidad de materiales que ofrece el juego (talando la madera de los muchos tipos de árbol que hay en el juego, coger arcilla para cocer ladrillos o usando la piedra para crear una casa de piedra) para crear un refugio en el que pasar las noches hasta que consigamos construir una cama en la que dormir.

 A través de la caja de herramientas podremos usar los materiales que hayamos recogido para crear nuevos objetos con los que mejorar nuestro mundo, que poco a poco se irá llenando de todo lo que queramos crear, desde templos o bibliotecas gigantescas a minas interminables bajo tierra.

 -Extremo: Consiste en lo mismo que la modalidad supervivencia pero con una única vida, de manera que deberemos tener mucho cuidado con conservar nuestra vida.

 -Creativo: Nos da la posibilidad de usar de manera ilimitada todos los tipos de materiales del juego y nos otorga la habilidad de volar para que no nos tengamos que preocupar de la creación de andamios al construir grandes estructuras.
El juego multijugador:
Minecraft nos permite jugar con varios compañeros simultáneamente para crear estructuras más grandes o incluso darle vida a ciudades virtuales, con varios jugadores en un juego como minecraft cualquier cosa es posible.

Habiendo jugado ya todas sus modalidades he de decir que es un juego que otorga mucha libertad, pues podemos usar cualquier cosa que veamos en el escenario para construir todo aquello que quepa en nuestra imaginación, e incluso tiene la posibilidad de pasar al infierno a través de una puerta demoníaca.
En resumen está claro que su punto fuerte es la libertad para dar rienda suelta a nuestra creatividad, pero su punto débil es el apartado gráfico; aunque el mayor lastre de este juego es que está lejos de ser un juego intuitivo por lo que en muchas ocasiones al no saber qué se puede hacer con este potentísimo creador debemos buscar cómo crear a través de la caja de herramientas (o crafting box) los diversos elementos que necesitamos en internet.
Pero por encima de todas las posibles pegas que se le puedan poner es el juego más innovador desde hace muchísimo tiempo, y eso le hace merecedor del 10, quizás el primero y el último que veais poner en La torre del guardián. 

Finalmente esta es la nota:
Gráficos: 6         Jugabilidad: 7     Precio:19,95 €  Innovación: 10
Multijugador: Si (1-Online)   Diversión: 10  Nota final:10

15 jun. 2012

Presentación

Hoy comienza el blog La torre del guardián, donde pretendo analizar y puntuar juegos que haya probado y quizás añadir artículos de otro tipo como relatos diversos o análisis de libros. Pretendo hacerlo semanalmente, pero quizás no sea posible así que ¡perdonad si no se cumplen los plazos, posibles seguidores!